ADMINISTRACIÓN E IMPUESTOS

En una sociedad libre la administración está al servicio del ciudadano, y no al revés, por ello consideramos que se ha de realizar un esfuerzo en servir y no en ser servida, dando facilidades en la gestión, simplificando la burocracia administrativa y dando un marco estable y de seguridad jurídica a los ciudadanos.

Los ayuntamientos, especialmente, están para administrar, y no deberían se órgano de debate de política internacional o de cuestiones que competen al Congreso únicamente.

Los impuestos deben estar limitados a su tamaño justo y la administración debe tener como máxima aspiración, la del ahorro.

Reconocemos que la Comunidad de Madrid ha sido desde hace unos años pionera en las bajadas o eliminación de impuestos. Debe seguir así y contará para ello con todo nuestro apoyo.

  • Impuestos municipales: Los impuestos sobre: Bienes Inmuebles (IBI), Actividades Económicas (IAE), Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM), el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana (IIVTNU), Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) que son los municipales, más las Tasas y precios públicos, nunca deben ser confiscatorios según dice el artículo 31 de la Constitución. Es la administración la que debe esforzarse en limitar sus gastos, y estos siempre deben tener la mayor transparencia.
  • Impuestos Autonómicos: Los impuestos sobre Transmisiones Patrimoniales Onerosas y Actos Jurídicos Documentados, Sucesiones y Donaciones, Juego, Patrimonio, IRPF, y otros como Depósito de Residuos y Tasas y precios públicos

La administración pública vive por los contribuyentes. Los contribuyentes no deben vivir para la administración.

¡Te escuchamos!

Participa en nuestro Grupo de Facebook sobre ADMINISTRACIÓN E IMPUESTOS y aporta tus ideas.

IR AL GRUPO